Todo sobre la Calathea musaica o "network".

Características

La Calathea musaica es conocida por el patrón de sus hojas, que parece un mosaico dibujado y de ahí su nombre. Es una planta rara, es única, es especial y pertenece a la amplia y espectacular familia de las Calatheas. Es una planta adecuada y apta para mascotas y niños ya que no es tóxica.

Para brindarles los cuidados adecuados a esta planta y que crezca de manera sana y fuerte, debemos conocer todas sus características, sus puntos fuertes y débiles y hoy en este post, vamos a descubrirlos todos.

Cuando compramos una planta y nos llega a casa, es normal que ésta se adapte y puede ser que algunas hojas se vuelva amarillas o las pierdan, ¡tranquilidad!, eso no significa que la planta se nos esté muriendo.

La Calathea musaica es una planta de interior, donde estará protegida del sol, de temperaturas extremas y de corrientes de aire, por este motivo, evita ponerla en pasillos.

Humedad y temperatura

Es importante conocer el origen de la Calathea y el por qué de sus cuidados. La musaica es originaria de América Central y del Sur, además de muy común en Brasil tropical. Por este morivo debemos intentar reproducir estas condiciones en casa, un clima cálido y temperaturas estables. La temperatura ideal es entre 18 y 26 grados, y si a esto le incrementas la humedad, crecerá más feliz.

Puedes incrementar la humedad con un humidificador, pulverizando con agua el ambiente alrededor de la planta o colocándola en el baño (si tienes iluminación, es decir, una ventana).

Otro truco que además es válido para otras plantas es colocar en el plato de la maceta, unas piedritas y un poco de agua, de esta manera la maceta quedará separada del agua y al evaporarse mantendrá la humedad alrededor de la planta.

Luz

La Calathea musaica estará encantada con luz indirecta o sombra parcial, ya que en su hábitat natural crece a la sombra de otras plantas. Si exponemos la planta al sol directo o la colocamos muy cerca de una ventana donde pueda producirse el efecto lupa, quemaremos sus hojas, comenzarán a salirle unas manchas marrones (quemaduras).

¿Tiene hojas enrolladas?, puede ser que el sustrato esté seco y necesite riego o a demasiada luz. Si el sustrato está húmedo pero las hojas están enrolladas significa que le llega demasiada luz, así que deberás cambiarla de sitio. Las hojas volverán a su estado normal en unos días.

Riego

 Regar una vez a la semana o cada cinco u ocho días sería lo ideal. Humedad si pero no un sustrato húmedo siempre ya que se pudrirían sus raíces.

En nuestra web encontrarás una "Guía para regar las plantas", que te servirá de utilidad para todas las especies. No obstante si la superficie del sustrato de la Calathea está seco, es hora de regar. Como casi todas las plantas, durante los meses de primavera o verano podemos incrementar el riego y durante los meses de invierno reducirlo.

Comprueba que la maceta tiene un buen drenaje para que el agua no se quede retenida y pudra las raíces. 

¿Qué tipo de agua debo usar?

Las Calatheas son muy sensibles a la calidad del agua, te recomendamos regarla con agua de lluvia o agua del grifo destilada. El agua del grifo sin tratar puede ser muy dura para la planta, ya que contiene muchos químicos y con el tiempo la dañaríamos. Un indicativo son las hojas marrones.

Si no es posible que compres agua destilada, deja el agua de grifo reposar durante toda la noche, para que los químicos y minerales que contenga se depositen en el fondo. Al día siguiente puedes utilizar este agua para regar las plantas. 

Sustrato

 El suelo adecuado es aquel que ni es demasiado suelto, como el que se usa para cactus y suculentas, ni el que retiene mucha humedad. Puedes mezclar suelo de jardín con turba de coco para ayudar a drenar el agua. 

Las hojas enrolladas pueden ser un indicador de un suelo demasiado suelto.

Abono

Cuando adquieres una musaica pequeña o joven debes tener cuidado con los fertilizantes porque puedes quemarla. Siempre recomendamos seguir las instrucciones del fabricante, diluir la cantidad indicada en agua y aún así, poner un poco menos de cantidad por si acaso... hemos tenido alguna que otra mala experiencia con los fertilizantes.

Esta operación debe hacerse durante el período de crecimiento de la planta, por ejemplo en primavera. Para una planta pequeña bastará con abonarla dos veces al año. 

Trasplante

 Puedes hacerlo en primavera o verano a una maceta con sustrato nuevo. No lo hagas muy a menudo porque esta operación es estresante para la planta. Un indicador de que debemos trasplantarla a una maceta mayor es cuando empiezan a asomar sus raíces, tanto por arriba como por debajo (que salen de los agujeros de la maceta).

Problemas y soluciones

 Ácaros: es uno de las plagas más comunes. Verás redes finas y pequeñas en las hojas y si esta plaga está durante bastante tiempo, empezarán causar decoloración o manchas amarillentas en las hojas.

Tan pronto como veas algún signo, debes limpiar toda la planta con un paño húmedo o un poco de agua. Incrementa la humedad con un humidificador o pulverizando agua en el aire de alrededor, ya que los ácaros prefieren ambientes secos.

Si sospecha o nota que su Calathea Musaica o cualquier otra planta en la casa ha tenido ácaros, es hora de tratarlas para que no se siga propagando. Sepáralas entre si para que los ácaros no salten de unas a otras. 

Hojas marchitas: Es algo natural que las hojas de Calathea Musaica se marchiten a medida que la planta crece y se regenera. Puede perderlas, pero no te asustes, simplemente córtalas para ayudar a que aparezcan nuevas.

Si el tallo se seca, muere o pierde las hojas, existe la posibilidad de que las raíces aún estén sanas, por lo que puedes seguir intentándolo y probablemente pueda volver a crecer hojas nuevas con el cuidado adecuado.

¿Qué te ha parecido este post?, ¿te atreves con la Calathea Musaica?.